martes, 20 de mayo de 2008

Yoga = Academia








En mis maravillosas clases de yoga
además de adoptar posturas agradables
que alegran el espiritu
y mejoran las dolencias fisicas producto de una existencia tan "sedentaria"
también disfruto
disfruto cada una de las clases
los aprendizajes
en los momentos de meditación
invoco a los grandes poderosos para que me permitan concentrarme, adentrarme en las profundidades de los interiores personales, escuchar las voces internas, hablar con ellas, no pensar, no juzgar........... me resulta a ratos y en otros, no puedo evitar abrir los ojos y observar con gran placer a los compañeros de clases.
Desde que entre hace 2 semanas
que volvi mas bien
las clases han estado muy buenas
aunque bulliciosa
ya que además de los simples mortales que vamos a estirar las partes, las piernas, revitalizar el alma
asisten los "instructores de yoga", dicese aprendices de este magno oficio.
Y siempre pienso en mis años mozos cuando en Guadalajara
mis paires nos metieron a la Pasqui y a mi a la academia de ballet mas cercana
en mi caso
dure poco porque la profe decidio que yo era muy redonda para el ballet y que mejor me haria "ejercicios reductivo", ahi simplemente quede encasillada FOR EVER en el mundo de los GORDOS............. y por supuesto, hasta el día de hoy le deseo con todo el corazon a esa profe QUE SE HUNDA EN EL AVERNO.
Pero la vida continuo hasta llegar a lo actuales hoy
donde practico yoga por el placer de mover el esqueleto
y me encuentro diariamente
con los aprendices de yoga
y no puedo evitar sentir como una especie de REGRESION al mundo del ballet, que me fuera negado.
Hace cuatro años atrás hice yoga con Fridita Sharim, una idola del movimiento
que en escencia era bailarina y por supervivencia y placer propio cayo en el yoga
combinando asi en sus clases, una suerte de DANZA y YOGA
lo cual con el tiempo he ido descubriendo que van COMPLETAMENTE DE LA MANO.
Si se fijan en las fotos que puse
mucha diferencia no existe entre unas y otras
pese a que las tres primeras son posiciones del yoga
y la última la de una bailarina ensayando en su sala.............. un mundo de similitudes
un mundo de posiciones
de suavidad, de pararse en sus piecitos, en uno solo, convertirse casi en un palito
de saltar
de fijar la planta de los pies en el suelo, firmes, para levantar una pierna o la otra
levantar los brazos con fuerza, con vigor, con energia....
Me siento totalmente fascinada!!!
De hecho en la www.academiachilenadeyoga.cl a donde asisto de lunes a sabado, ya he armado mis horarios consentidos a causa de mis profes ensoñadas.
Y es que en items de profesoras, instructoras de yoga, pensaba que igual habia como una cierta "discriminacion", ya que exceptuandome casi no hay mujeres "rellenitas" en clases, así como tampoco profesoras (eso creia), todas eran perfectas, armonicas, hermosas, delgadas, espigadas, algunas con mas cara de hambruna que otras.
Como mi idolatrada profe del verano: ZINA WAISSMAN, que era de una gracia especial, de una simpatia sin igual, con un cuerazo que ya me lo quisiera yo para vivirlo, con una elesticidad, con una facilidad para doblarse, estirarse, levantar las piernas insolita.
Pero era hiper delgada.
Después estaba Leyla tambien del verano, encantadora, linda, pequeñita, elastica hasta decir alto!!, pero en un modelito de fisico correcto, proporcionado, esbelto pero no con aspecto de pasar hambre.
Se iniciaron las clases del año en curso, para mi desde hace dos semanas y aparecio ante mis ojos Tere, la profe Tere que viene a romper todos mis prejuicios, ya que demuestra como con una apariencia no precisamente "curviliena", se puede ser totalmente elastica, agil y todas las porras posibles.
Y la profe Cony que debo confesar, que desde que emigro ZINA, es mi nueva profe consentida. Hermosa obviamente, con su pelo largo, con su cuerpo delgadito, de estatura mediana, delgada pero alimentada y con una destreza y elasticidad digna de aplausos.
Y es que se ven tan lindas cuando en las horas de meditacion, se sientan en posicion de loto y ponen sus manitas al centro del pecho, bajan la vista, cierran los ojos y cantan el Oooooooommmm o si no los canticos indues.............. son realmente ensoñadas, así que entenderan que es muy dificil para mi abstraerme y cerrar los ojos si tambien puedo concentrarme mirandolas. Es que por ejemplo Leyla es tremendamente expresiva hasta con los ojos cerrados, mueve sus cejas cada que da instrucciones, pese a estar concentrada y con los ojos cerrados. La profe Cony tiene que ponerse de tanto en tanto sus anteojos porque es cieguita.
Realmente puedo decir que las mejores horas de mi vida, son las casi dos horas que dedico a ir, asistir a clases y volver a casa. Es el momento en el que me conecto con todas las cosas lindas del mundo, con la naturaleza, con el cielo, con la musica (bueno, esa me acompaña siempre), con la clases, las posiciones, los canticos, la relajacion, la meditacion.
Realmente una ensoñacion.
Bendito el que creo el yoga!!!
Le queremos.....

2 comentarios:

Lena...en algun lugar del mundo dijo...

Acabo de descubrir el yoga. fui a mi primera clase esta semana, pero fui al Bikram Yoga, el del calor. Tienes razon que esta muy conectado con la danza porque yo soy ex-bailarina y nunca habia echo yoga...en fin me encanto y no tuve mucho problema para econtrar mi equilibrio y las posciones...Estoy feliz!!!

zina waisman dijo...

Hola:
No sé quien eres, pero me has dejado muy bien parada con tus comentarios, aunque te aseguro que nunca paso hambre, jajaja! Agradezco el haber merecido tu favoritismo. Te cuento que ahora estoy tomando una certificación en el método Iyengar,que dura 2 años, así que continuo en mi camino del yoga. Espero que tu también sigas practicando. Si necesitas ayuda sobre algo, ubícame en facebook.
Suerte.
Namaste.
Zina Waisman